13 haitianos murieron en el incendio de la cárcel pública de Higuey

Por José Luis Soto

Santo domingo 8 marzo del 2005. Por lo menos 13 haitianos han sido reportados como muertos durante el incendio en la cárcel pública de Higuey, al Este de la República Dominicana, la madrugada de éste lunes, informaron las autoridades de la Dirección General de Prisiones.

La dependencia de la Procuradurí­a General de la República reveló que hasta el momento contabilizados los muertos suman 134 pero que podrí­an sobrepasar los 150 los fallecidos, entre los cuales ya han sido identificados unos 13 nacionales haitianos que están acusados y condenados por distintos delitos cometidos en el paí­s.

Los haitianos que murieron quedamos fueron identificados como Sanson Gabriel, Max Brendon, Cristóbal Silí­, Juan Pie, Argentino Pie, Elvis Oquelí­s, Kenel Pie, Yoni Pie, Eliseo Cohén, Deluis Deviton, Pierre Arsenis, Jean Phrasean y Roberto Rúa.

La Dirección Nacional de Prisiones informó que están heridos y en muy mal estado internos en el Hospital Luis Eduardo Aybar de Santo Domingo, los haitianos heridos son André Yan, Robert Senter, Willi Pie, Michel Gary, Manolo Santos Charles y Ramón Yenré.

Otros haitianos heridos durante el siniestro están recluidos en el Hospital Nuestra Señora de la Altagracia de Higuey.

Una fuente de la Procuradurí­a General de la República reveló que una parte de los haitianos que murieron quemados serí­an puestos en libertad en los proximos dí­as debido a que habí­an cumplidos sus penas, otros por el buen comportamiento que presentaban durante su reclutorio y porque otros no tení­an recursos económicos para pagar fianzas.

En la ciudad de Higuey las autoridades de Patologí­a Forense, de los distintos centros de salud oficial, confrontan problemas con los cadáveres de los haitianos porque sus familiares o las autoridades de la embajada de su paí­s no los han reclamado.

Hasta el momento ninguna autoridad consular o de la embajada haitiana ha ido a la ciudad del siniestro a indagar por la suerte de los haitianos fallecidos.

Las autoridades forenses han advertido que si en un plazo razonable los cuerpos sin vida no son reclamados serán sepultados en una fosa común, reveló una fuente de Alterpresse en Santo Domingo.

Autoridades dominicanas disponen agilizar investigaciones

El Vicepresidente de la República Dominicana actuando como jefe de Estado en ausencia del Leonel Fernández, Rafael Alburquerque, que ha estado en el lugar de la tragedia, reclamó del ministerio público la agilización de las investigaciones a fin de determinar quienes son los responsables del evento y que sean castigados por la justicia.

Por otro lado, el Procurador General, Francisco Domí­nguez Brito, afirmó que en el incendio actuaron manos criminales y hubo negligencia en el manejo del caso por parte de las autoridades carcelaria y prometió que el caso no quedará impune.

Pastoral católica acusa gobierno de negligencia

La Pastoral Penitenciaria, de la Iglesia Católica Dominicana, advirtió a la Dirección General de Prisiones de la presencia de armas en la cárcel de Higí¼ey, por lo que solicitó con suficiente tiempo el desarme de los reclusos para evitar enfrentamientos, pero no se le hizo caso.

La aseveración la hizo el presidente de la entidad, Fray Aristides Jiménez, quien dijo que el director general de Prisiones, general Ramón de la Cruz Martí­nez, pudo evitar la tragedia en que murieron 135 reclusos en un incendio provocado por una trifulca, en la que relucieron armas de fuego y blancas.

"Estas muertes -dijo- de más de 140 personas, seres humanos, se pudo evitar y no hay ninguna autoridad ni de la cárcel ni de la Dirección General de Prisiones que pueda decirle a la Pastoral Penintenciarí­a que se desconocí­a ésto, porque el padre Eladio Martes lo advirtió con tiempo suficiente", expresó el sacerdote católica durante una conferencia de prensa que ofreció para revelar detalles de la tragedia que ha conmovido a la sociedad dominicana. [jls apr 08/03/05]