Español English French Kwéyol

Otras fronteras, problemas y soluciones

- Otras fronteras, problemas y soluciones

Los dominicanos generalmente creemos que nuestra única frontera es la porosa lí­nea divisoria que nos separa de Haití, y como estamos rodeados de mar por los demás costados, hemos desarrollado la falsa creencia de que carecemos de otras fronteras.

Sin embargo, los haitianos no son nuestros únicos vecinos. Aparte de Puerto Rico, tenemos al norte el archipiélago de las islas Turcas y Caicos, una dependencia británica cuyo jefe de Estado es la reina Isabel de Inglaterra.

Con una población total de apenas veinte mil personas, distribuidas en varias islitas cuyo territorio total es de 430 kilómetros cuadrados, con 389 de costa, este territorio ultramarino del Reino Unido ha estado tradicionalmente vinculado al paí­s, pues en la época en que el comercio dominicano operaba con goletas como principal medio de transporte, se realizaban exportaciones de comestibles y otros productos desde Puerto Plata y Montecristi hacia las Turcas y Caicos.

Me parece claro que el Gobierno dominicano debe dedicarle alguna atención a esta situación antes de que el paso del tiempo legitime la pretensión de Turcas y Caicos, y resulte que, como en Cockburn Town, su capital, no hay ministro de relaciones exteriores, los señores del Foreign Office, en Londres, prefieran desconocer o ignorar los derechos dominicanos sobre la amplí­sima zona marina en disputa.

Ignorar este asunto puede resultar tan grave como entregar a una potencia extranjera, graciosamente, parte del territorio nacional. José Báez Guerrero/Listin Diario 13-9-2004/El autor es periodista y consultor empresarial.

- Del flujo migratorio haitiano

Creo que no exagero si afirmo que la única polí­tica que ha tenido la República Dominicana hacia Haití después del ajusticiamiento de Trujillo ha sido permitir el ingreso ilimitado de haitianos y haitianas. Miles de ellos han entrado sin documentación y por iniciativa de empresas y personas de aquí­.

Este hecho ha venido ocurriendo en coexistencia con una retórica antihaitiana propia de los sectores ideológicamente conservadores. Pero ha podido más el trauma que significó la matanza de haitianos de 1937 y los intereses económicos que cualquier otra consideración.

Pero se hace necesario limitar el número de haitianos y haitianas que residen en la República Dominicana. Porque ya constituye, por su número, una variable que altera las decisiones de polí­ticas públicas y plantea costos adicionales para el Estado dominicano. Pero hay que hacerla dentro de esta lí­nea de razonamiento, sin adicionar elementos que puedan poner ruidos innecesarios y entorpecedores.

Pero, recordemos, este es solo un aspecto de una polí­tica estatal hacia Haití. Hay otros igualmente importantes. Bienvenido Alvarez Vega/Subdirector del Periódico Hoy-13-9-2004.

- Tráfico : Detienen cargamento de chatarras

Las autoridades aduanales detuvieron ayer en el paso fronterizo de Dajabón un furgón cargado con chatarra de automóviles que serí­a importada, sin pagar impuestos, para su fundición en el paí­s.

Los importadores de los residuos metálicos trataban de introducir el trailer con los desechos cuando fueron detectados en la frontera.

La detención temporal para fines de investigación fue dispuesta por las autoridades dominicanas y los efectivos del FBI de los Estados Unios que coordinan la búsqueda de decenas de vehí­culos de lujo, robados en Estados Unidos y que supuestamente son vendidos en Haití y la Republica Dominicana.

También se cree que los autos son desmantelados en el vecino paí­s y en territorio dominicano para ver vendidos por pieza. El Caribe/Alterpresse Santo Domingo 14-9-2004.

- Asesinan pastor evangélico en Haití

Un reconocido pastor evangélico que conducí­a uno de los programas radiales más escuchados del paí­s fue asesinado a tiros el lunes en la capital haitiana, informó la policí­a.

El reverendo Moleste Lovinsky Bertomieux habí­a salido de su casa y se dirigí­a a trabajar en la emisora independiente Radio Caraibes cuando recibió tres impactos de bala en su cabeza y espalda, de acuerdo con periodistas de ese medio de prensa.

El pastor era llevado en un automóvil a su trabajo cuando tuvo lugar el tiroteo, de acuerdo con la policí­a. Las autoridades interrogaban al chofer de Bertomieux.

Bertomieux, de unos 45 años, tení­a un programa radial matutino de canciones religiosas y plegarias, dijo Patrick Mounsignac, propietario de Radio Caraibes.

Habí­a trabajado en esa radio durante los últimos 20 años, primero como reportero noticioso y luego como conductor de su programa religioso llamado ``La Manne du Matin’’’’ (Bendición de la Mañana).

También fundó una escuela primaria y secundaria con el mismo nombre en Puerto Prí­ncipe, la capital del paí­s.

El programa de Bertomieux era probablemente el más escuchado de las radios en el paí­s caribeño de ocho millones de habitantes, expresó Joseph Guyler Delva, titular de la Asociación de Periodistas Haitianos. Hoy 14-9-2004/El Mundo.